www.bestiario.com/ojo/d.php?id=23

CABALLO. El descapotable azul respiraba tranquilo aunque con cierta prevención ante mi llegada. Me acerqué un poco más y, muy despacio, di los últimos pasos hasta que casi podía tocarlo.
Su chasis blando y caliente acusaba el ritmo de la respiración. Subía y bajaba levemente con cada golpe de aire.
Pensé que iba a salir disparado, pero solo respondió con un tímido acelerón involuntário-el reflejo de un pura sangre-y se tranquilizó mientras le acariciaba.
No me atreví a subir. Me senté al pié de un árbol y le acompañé hasta que anocheció.
A la mañana siguiente volví al lugar y solo encontré dos rodadas que se perdían en la niebla. Algo le asustó. Seguramente se veía muy vulnerable y decidió refugiarse en la velocidad. Poner tierra por medio no suele ser un mal método defensivo.
En este momento alguna charca refleja unos faros que no pierden detalle y utilizan el agua fresca de la mañana como un tembloroso retrovisor.

[Versión para imprimir] [Enviar]

Publicado el lunes, 31 de enero de 2005, a las 12 horas y 58 minutos


[1] Correr. Al que realmente le gusta la velocidad no necesita retrovisores, a no ser que también disfrute de la marcha atrás.
Comentado por Manu | 31/1/2005 15:32
[2] Caballo maldito. Llevo por mis venas un caballo galopando
Corre por mi sangre una aguja lo va guiando
Caballo maldito tú me estás matando
Tengo que dejarte y cada vez vuelo más alto.

El Queco-Caballo maldito
Comentado por Roberto | 02/2/2005 00:48
[3] la yegua. Era una amiga que tenia una yegua de pura española y se la muerto mientra follava con un caballo
Comentado por vanesa | 08/6/2006 17:31






Ilustración de Toño Benavides
L M X J V S D
1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31
  
  





Bitácoras de Bestiario.com:
Afectos Sonoros | Cómo vivir sin caviar | Diario de una tigresa
El mantenido | El ojo en la nuca | Fracasar no es fácil
La cuarta fotocopia | La guindilla | La trinchera cósmica
Letras enredadas | Luces de Babilonia| Mi vida como un chino



© Bestiario.com 2004
bestiario@bestiario.com

Un proyecto de TresTristesTigres