www.bestiario.com/mvcuc/d.php?id=124

YA NO VIVO CON CINCO CHINOS.... La cosa, al principio, tenía buena pinta, pero Chinalady, mi casera pekinesa, cada día fruncía más el ceño, encrespaba su voz y recurría hasta a la violencia ruidista para imponer su recto mandato. La cosa era ya insoportable, pero jamás imaginé que sucedería esto.

Me explico: ahora vivo con seis chinos. La relación entre La china saltarina (la persona no gallega –o sea, el resto menos yo– más abierta y locamente cabal de Chinaflat) y The Taiwan Lover tenía, al principio, buena pinta, pero a Chinalady le mosqueaba demasiado que un joven ajeno a la obra ya no sólo se pasease por aquí sino que además retozase con una de sus subarrendadas. En fin, que la cosa era inaguantable para La china saltarina, que me llegó a comentar no hace mucho que dejaba el piso.

Y no, la cosa no terminó así. Si el amante taiwanés puede venir a Chinaflat pero no quedarse más allá de las once de la noche, Chinaflat vendrá a él, se convertirá en su casa, le cederá una habitación para el fornicio (ya legalizado, previo pago de su porción de alquiler, por Chinalady & Chinalord: llámales tontos...) y paseará su rasgado palmito por estos sesenta (aunque paseables, unos veinte) metros cuadrados.

Visto lo observado, La china saltarina se ha revelado práctica y amante del vicio, gracias a Mao, porque me temo que el resto (incluido, sí, servidor, que atraviesa una fase posanal pero sexualmente apática) no ha salido muy deportista. Ruidos, aquí, los procedentes del toilet, ese miniuvecé trujillista donde La Canija y El Largo dilatan su existencia.

Mañana más.

[Versión para imprimir] [Enviar]

Publicado el jueves, 28 de abril de 2005, a las 16 horas y 09 minutos


[1] La casa de goma II. Desde luego tus caseros son los más negociantes que ha parío mao. Son capaces de alquilarle una caja de cerillas a un grillo. La cosa es que puestos a negociar, yo pediría una rebaja en el alquiler por la disminución del porcentaje de m2 que os correspondía a cada uno, antes de que el sexto chino entrara en la casa de goma, sobre todo a la hora de ir al baño y la cocina...Si trujillo sabe esto, lo mismo proponía las chinakelys de 10m2...con derecho a roces.
Aquí cascarilheira superior propone la ejecución de una entreplanta con escalera de barco que duplicaría el espacio de chinaflat...Necesitamos datos: que altura hay de suelo a techo? de qué es la estructura portante del edificio? preferentemente un plano a mano alzada orientativo. Prometemos reenviarte a vuelta de correo una propuesta viable. Seriedad y discrección garantizadas. Por supuesto presupuesto sin compromiso. Um monte de beijos.
Comentado por cascarilheiras | 28/4/2005 22:37
[2] Cartillas Rubio, number fourteen. Uno (leo y escribo): me parto con el grillo.

Dos: no me parto más porque me rompo. Antes, me corrompo.

Tres: joder, cómo se nota el oficio:muchos metros, ¡¿eh!?

Cuatro: la Cascarilheira superior es un filón: ¿procede braguetazo?

Cinco: no me desarméis con the technic side.

Seis: no sé, unos tres metros de alto (¿será mucho?); respecto a la estructura portante, ni puta: puedo decir que son blocks, o sea, que vivo en unos bloques de pisos de unas tres plantas de altura (muy típicos de la parte norte de Old Street, bastante antes de llegar a Hackney), de ladrillo visto (por fuera: claro, por eso es visto), habitados por negros (los chinos -y los gallegos- son excepción), con escaleras exteriores comunes (en Madrid, y no sólo, serían tipo corrala exterior, a la calle, digo), pasillos en cada planta y puerta en cada pasillo (a izquierda y derecha, o sea, toda la planta, unos seis u ocho apartamentos: no los he contado). Son feos, con espacio (¿patio?: no se, un espacio entre block y block, reducido por las plazas de aparcamiento: los niños -también negros: no, no hay chinos ni gallegos- juegan al fútbol en una pequeña parcela de tierra y césped -natural- a la izquierda de la entrada de la finca. Sí, tiene mérito, pero todos fuimos niños y en peores plazas hemos toreado -y pagando-), son feos, decía, con espacio entre bloque y bloque de edificios, y muy adecuados para perderse, sobre todo a estas horas: hace unos minutos, por ejemplo, me he pasado un portal, que no es portal, sino orificio horizontal que se abre en este, lo estoy viendo, muro de pared. No importa pero, en frente, un área deportiva.

Siete: ¿mano qué? Yo, alzado, siempre. Bueno, al menos se intenta. Orientativamente hablando.

Ocho: mandadme correo a la dirección del chino (en ¿Quién es?, barrita de la izquierda de esta, vuestra, página).

Nueve: se presupone (la serie y la discre).

Diez: No, no compro piso.

Once: el monte es vuestro.

Doce: de Venus, Mao mediante.

Más uno: Máis, máis bicos (e beijos) todavía.

Catorce: Fai calor, ¿non?
Comentado por Matías Bruñulf | 29/4/2005 05:04
[3] Post perdido, recuperado y revolcado. jajaja me alegro de haber encontrado este blog creo que me voy a reir mucho con él
Comentado por hacernohaciendo | 29/4/2005 15:04
[4] Der Hausmeister/Hausverwalter. El guardián de la casa o portero, figura emblemática en Alemania. Limpia su coche los sábados, te llama el sábado a las 9 de la mañana para avisarte de que no has aparcado la bici en un sitio correcto y te explica que debes tener cuidado con las juntas un espantoso día de resaca.
También te avisa de cuándo tiene lugar el mercado de pescado en el puerto, el primer lunes de mes.
El Hausmeister tiene, pues, sus luces y sombras, como diría mi profesor de Historia de 1º sobre Stalin.
Comentado por BV | 02/5/2005 11:24
[5] Herencia. He heredado lo mejor que puede esperar alguien en el extranjero: ¿una bici? ¿un amigo que pasa de generación en generación? No: ¡una bodega!
El que se conviritiera en director general de comercio me ha dejado una bodega de unas 20 botellas de vino...
Unos vienen, otros se van, el vino me lo bebo yo.
Comentado por BV | 02/5/2005 11:32
[6] G u a u. Despréndase de un par de botellas de tinto y hará de su can cerbero un caniche cascabelero.
Comentado por Matías Bruñulf | 02/5/2005 18:29
[7] Der Trinkhalle. Una institución en la sociedad alemana. No hay una traducción para el término, aunque sí para el concepto, un 24 horas o el chino o algo así. Pero lo que a mí me gusta es la palabra, claro: "el hall de la bebida", o algo por el estilo.
Los alemanes beben bastante, no es un mito, y cuando lo hacen, son mucho más brutos, más salvajes, más irracionales que en España. Por algún sitio tenía que salir.
Comentado por BV | 03/5/2005 11:27
[8] menudo culebron!!!
Comentado por madame Ponpadour | 03/5/2005 11:50
[9] Tranquila... Ofidio aprieta pero no ahoga.
Comentado por Matías Bruñulf | 03/5/2005 13:06
[10] QUE PENA QUE NO APRIETE
Comentado por MADAME POMPADOUR | 03/5/2005 13:47
[11] Una pena, sí.
Comentado por BV | 03/5/2005 15:25
[12] Se apretase... estaríache boa.
Comentado por Matías Bruñulf | 03/5/2005 23:11






Ilustración de Toño Benavides
L M X J V S D
1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31
  
  





Bitácoras de Bestiario.com:
Afectos Sonoros | Cómo vivir sin caviar | Diario de una tigresa
El mantenido | El ojo en la nuca | Fracasar no es fácil
La cuarta fotocopia | La guindilla | La trinchera cósmica
Letras enredadas | Luces de Babilonia| Mi vida como un chino



© Bestiario.com 2004
bestiario@bestiario.com

Un proyecto de TresTristesTigres